Si estás física y mentalmente en actividad es inevitable que el apetito despierte, sea que estés en la oficina, en el cine, acampando o conduciendo, no importa la ocasión, las ganas de saciar el estómago aparecerán. Es importante que en cualquiera de estas circunstancias, no llenes tu cuerpo de alimentos procesados, lo mejor que puedes tener a mano son trozos de piña deshidratada porque te brindarán los siguientes beneficios.

 

¿Por qué consumir piña deshidratada?

 

1. Es una fuente de calorías no procesadas

 

Consumir piña deshidratada te proporciona más calorías en cantidades más pequeñas, porque cuando la piña pasa por el secado, la humedad disminuye y las calorías y los azúcares aumentan. ¿Esto en qué te podría ayudar? Si contabilizas las calorías que debes consumir a diario, es fundamental tomar nota, ya que una piña de 81 gramos deshidratada puede contener hasta 341 kilocalorías. No significa que comerás una piña entera, pero sí podrás medir la cantidad de calorías que consumirás.

 

2. Mantiene un peso balanceado y tus huesos fuertes

Consume piña deshidratada de acuerdo con el objetivo que quieras lograr con tu estado físico. Si tu nutricionista te ha recomendado que subas de peso, debes incluir en tu dieta piña deshidratada por sus índices de vitamina B1, B6 y hierro, que ayudan a la buena absorción de otras vitaminas.

 

De la misma manera, si necesitas bajar de peso, comer piña deshidratada en pequeñas porciones también te ayudará a mantener las energías. En ambos casos la piña deshidratada efectuará un efecto saciante y sustituirás las golosinas por una opción más saludable que aporte nutrientes a tu cuerpo.

3. Previene enfermedades no transmisibles.

Las frutas deshidratadas también son fuente de antioxidantes y fibra, elementos que la OMS sugiere para una alimentación diaria. La piña deshidratada, rica en fibra, beneficia la digestión y permite que las energías que el cuerpo procesa sean las necesarias. La OMS, agrega que estas propiedades ayudan a prevenir enfermedades no transmisibles como obesidad, cardiopatía, insuficiencias renales, cáncer y diabetes.

 

Consumir piña deshidratada donde quieras y cuando quieras

 

Ahorra tiempo y espacio. La piña igual que otros frutos al deshidratarse puede conservarse por más tiempo, por lo que resulta un excelente acompañante en viajes de larga duración, ya que no tendrás que preocuparte por refrigerarla. Además, podrás darle a tu cuerpo un efecto saciante y sano porque la ingesta de frutas ayuda al organismo más que cualquier otro producto procesado.

 

En fin, la piña deshidratada es solo una forma de aprovechar esta fruta tropical rica en propiedades nutritivas. A continuación puedes leer sobre:

        Propiedades nutricionales de la piña