En la última década, Costa Rica se ha mantenido como uno de los principales países exportadores de piña a nivel mundial. Hecho defendible porque los ministerios que velan por la calidad de este fruto han garantizado que las propuestas nacionales cumplan las recomendaciones internacionales en pro de mantener estándares de excelencia.

 

¿Cuáles son esas iniciativas que velan por la calidad del cultivo de piña en Costa Rica?

 

Como mencionamos, ese reconocimiento internacional que avala la calidad del cultivo de piña costarricense ha sido parte de un esfuerzo que también busca el crecimiento de la producción a fin de aportar al desarrollo socioeconómico y ambiental del país, esto como parte de las iniciativas mundiales que abordaremos a continuación.

 

Cultivo de piña comprometido con los Objetivos del Desarrollo Sostenible (ODS)

 

Desde 2010 hasta 2018, Costa Rica, en alianza con el PNUD una red mundial de las Naciones Unidas que trabaja en el fomento del desarrollo humano— pusieron en marcha un proyecto denominado Plan Nacional para el Fortalecimiento de la Producción y Comercio Responsable de piña en Costa Rica, a fin de promover cambios que ayudaran a forjar una mejor vida para los agricultores y sus comunidades.

El plan de acción definió tareas que fortalecieron la experiencia de la siembra y de la producción de piña con el objetivo de cuidar el ambiente, a las comunidades y a las personas.

 

Según la Cámara Nacional de Productores y Exportadores de Piña, CANAPEP, con la industria de la piña se logró disminuir la pobreza en las regiones donde se cultiva, pues se produjeron más de 30 mil trabajos directos.

 

Responsabilidad social corporativa y ambiental que trabaja por la calidad del cultivo

 

Por eso, la calidad de la piña de Costa Rica no solo se disfruta en el paladar, también se siente en el crecimiento socioeconómico y en la responsabilidad ambiental que determina un desarrollo sustentable y, a la vez, aporta al cumplimiento de los objetivos del desarrollo sostenible.

 

Propuestas nacionales como el Manual de Buenas Prácticas Agrícolas para la Producción de Piña, que determinaron el Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG) junto al Servicio Fitosanitario del Estado y el Servicio de Extensión Agrícola, son iniciativas que garantizan esta calidad que se siente en la fruta tropical.

 

Certificaciones de calidad: esfuerzos de empresas para garantizar la inocuidad del cultivo de piña

 

 

Antes de finalizar, es necesario enfatizar que en Costa Rica existen más de una treintena de empresas dedicadas a la producción de piña. CANAPEP verifica que tengan certificaciones internacionales de estándares de calidad a fin de garantizar la inocuidad del producto.

 

Pineaple Company S. A., por ejemplo, es una empresa familiar dedicada a la producción de la piña desde hace más de 15 años y actualmente, posee dos certificaciones internacionales: Global G.A.P y Rainforest Alliance que avalan la calidad de sus procesos.

 

En fin, la calidad del cultivo de piña se debe a la suma de las buenas prácticas en el proceso de producción nacional, así como a los esfuerzos de la comunidad internacional que han venido trabajando a lo largo de este decenio para asegurar la calidad de la piña.

 

Conozca cómo las prácticas de Pineapple Company ayudan a mantener esa calidad de la piña en Costa Rica

  Prácticas que Pineapple Company cumple con la certificación Rainforest Alliance